24 sept. 2011

Musa




Caminas por la habitación
y te sigo con la antena
de mi mirada y pienso
que con tu cuerpo delimitas el mundo
de un modo absolutamente bello
y que el aire debe poder recordar
las ecuaciones de tu olor
y tus trazos al dibujar
un diagrama de amor en el vacío
y que mi insoportable levedad
a veces se hace sólida
cuando respiras a mi lado
y nace la vida, también,
como una explosión
al otro lado de tus pupilas.
Entras y sales bombeando
mi poesía,
juegas a ser la musa de la habitación,
de este poema abandonado.

2 comentarios:

Helenaconh dijo...

"el aire debe poder recordar las ecuaciones de tu olor"
qué maravilla

LatitadeAlmendras dijo...

que afortunada tu musa de serlo

Mua!

ay, niño!